22.9.16

[Reseñas] Taiko "El hábil cara de mono", de Eiji Yoshikawa


Hace tres semanas inicié un viaje al Japón feudal y para mi mala suerte hoy emerjo de él. Fue una aventura llena de castillos, samurais, pajes, ninjas, monjes, batallas, caballería, caballerosidad y muchos descubrimientos de un mundo velado para la mayor parte de nosotros. Por ignorancia y ceguera autoinflingida, porque los materiales están ahí. En esta reseña nocturna hago una breve escapada al mundo que conocí a través de Eiji Yoshikawa. 

Todo comenzó el día de mi cumpleaños. Como buen humano monótono, decidí obsequiarme el libro de cada año. Entré y erré en la enorme biblioteca de la Proveedora Escolar de Oaxaca hasta caer sobre éste: "Taiko, el hábil cara de mono". Me gustan los libros regalados y recomendados, pero en mi cumpleaños, también me gusta que nadie me lo sugiera, cuando me permito el reto de elegir entre lo desconocido.

Justo ahí donde otros se sentirían perdidos, yo me siento libre de escoger... 

Lees la portada y la contratapa. Por una vez, cierras los ojos ante el precio y lo pagas. Te sientas en una mesa y comienzas a leer. 

Durante 581 páginas me transporté a época y tierra ignotas: los americanos ya éramos presa del salvajismo europeo y transicionábamos de lo prehispánico a la conquista católica. Sangre y fuego circulaban por nuestro continente; la globalización era rampante. Del otro lado del mundo, un enorme archipiélago llamado Japón se construía endémicamente. Cierto: adoptaba una herencia china pero tenía un shogún (el treceavo), señores feudales, un calendario, letras, arte y una serie de costumbres y pensamientos de caballerosidad y respeto, ininteligibles para el mundo occidental, donde el engaño y la traición eran moneda corriente. 

Un archipiélago atomizado lleno de pequeños tiranos, pero al mismo tiempo con un sistema social plenamente estratificado en el que las mujeres apenas tenían un poco de participación y mucha sumisión. Los hombres en cambio, vestían poderosas armaduras y disputaban con otros grupos el dominio del territorio. Tenían agentes secretos (ninjas) y mensajeros con libre paso que entregaban correos al castillo enemigo sin que tuvieran miedo de ser asesinados o secuestrados. 

O al menos eso es lo que nos cuenta Yoshikawa. Cuando uno lee su texto, entiende la filosofía actual del Japón: el honor, el respeto por los mayores y los amos; la fuerza de las tradiciones, la posición de la mujer, el valor de la negociación, la caballería espiritual, que mencionaba Eco en su Péndulo... Es, como siempre, esa construcción dialéctica: ¿Quién hace la cultura del lugar: el libro que la cuenta y la repite y la define, o el pueblo que la vive y escribe en el libro? En México leemos los Bandidos del Río Frío o las Noticias del Imperio para entender nuestras mezclas e historia; en el Japón leen historias de Samurais, de honor y de hombres que a punto de morir hacen reverencias a su señor y dicen: "Esta noche se aproxima mi despedida. Una vez más debo mostraros mi gratitud por los años que me habéis dispensado vuestra gran benevolencia [...] Cuando miro atrás, mi único pesar al partir es que no os he podido servir de nada." (p575)

Así se construye una nación y un credo: "Naciste humano en un mundo de caos. Las cosas más vergonzosas son la vanidad en la indumentaria, la vanidad en la comida y oprimir a la gente ordinaria y pacífica. Los llamados grandes clanes provinciales hacen tales cosas, así como los ronin. La familia de Hachisuka Koroku no es como ellos, y creo que ya te he advertido al respecto." (p 49). A golpe de golpes morales. Claro que hay corrupción en Japón, pero no es tan tolerada como la que tenemos en otros sitios. 

El libro relata la historia, de forma novelada de Toyotomi Hideyoshi, un hombre que nació pobre pero hijo de samurai y que poco a poco fue escalando por la historia hasta convertirse en uno de los que el Japón considera los tres hombres más importantes de la gestación de una nación: los que lograron unificar los diferentes clanes y grupos hasta crear un país. 

"La afirmación de que el trabajo es cosa del cuerpo no corresponde a la realidad. Si el trabajo no está impregnado de espíritu, no hay ninguna diferencia entre el sudor de los hombres y el de vacas y caballos. Manteniendo la boca cerrada Tokishiro pensaba en la verdadera naturaleza del sudor y del trabajo. Aquellos hombres trabajaban para comer o bien para alimentar a padres, esposas e hijos. Trabajaban por el alimento o el placer, y no se alzaban encima de eso. Su labor era pequeña y humilde..." (p174).

Por supuesto, el libro es épico y la historia novelada. Está además traducido del Japonés al inglés y de ahí al español (de España). ¿Cuánto nos estaremos perdiendo en traducción? No obstante, la historia es apasionante. Uno se queda con las ganas de partir a viajar por el imperio del sol con libro en mano y retrazar los recorridos, reconocer los personajes en la historia y leer más, mucho más. Comprender una parte del mundo de la que tenemos una escasa y más que vaga idea pero tiene mucho que enseñarnos. Como dice el mentor Hanbei a punto de morir y con gran sencillez: "Sí, el mundo me ha parecido un lugar interesante". 


Para quienes hemos sido fans y fieles seguidores del mundo jedi, es imposible emitir interjecciones de sorpresa: sin duda el creador de la guerra de las galaxias estudió con detalle la historia del Japón feudal y de sus señores; la filosofía de los monjes del siglo XVII y el budismo. El espíritu de los guerreros de entonces. Hay tantas cosas que se repiten y regresan. 

Finalmente y también de mucho interés, los atisbos de relación del Japón con el  mundo occidental: el sacerdote jesuita que quiere establecer su iglesia y necesita la aprobación del gran señor; los bárbaros del sur (los portugueses), que vienen a vender armas, los primeros mosquetones y pistolas que harán un enorme cambio en la forma de hacer batallas entre señores de los castillos. 

Un libro a no perderse para quien tiene un poco de interés por la historia de Oriente, no fuese sino para tener un poco más de cultura general o para reflexionar sobre la construcción de los patrones sociales y reinvención de las tradiciones. Por supuesto, con tantas reflexiones que uno se dice que nuestras autoridades deberían de considerarlo entre sus diez libros de cabecera. Tal vez así tendríamos menos casos de cinismo y corrupción. 

Yoshikawa E. 2011 [1967], Taiko. el hábil cara de mono. Quaterni, Madrid. 581pp.




28.8.16

[Reseñas]  "Vagabundo en Paris y Londres" de Orwell [Down and Out in Paris and London] o una anatomía de la pobreza en el siglo XX

P. lo tenía en su librero y un día que la fui a buscar para ir a comer me lo encontré ahí, perdido entre algo de Borges, una guía de Lonely Planet y la Historia sin fin. ¿Orwell aquí? -me dije. Resulta que alguien se lo había recomendado pero cuando leyó el prólogo, se atoró y lo dejó ahí guardado y en la página 10, donde señalaba la solapa. "Me lo llevo", le dije. "Ya te contaré si está bueno..." Y lo devoré, como pobre que encuentra pan en la banca de un parque. 

Efectivamente, el prólogo no hace necesariamente honor al texto. No por malo, sino porque es demasiado académico. Carlos Villar desmenuza a Orwell y su vida; cuenta que vivió en Birmania y que antes de escribir aquello que de él conocemos (1984, Homenaje a Cataluña, La rebelión en la granja) se fue a hacer vida de pobre durante un par de años a París e Inglaterra. Como Jack London, a quien cita en algún momento, Eric Arthur Blair (nombre real de Orwell, que ocultó su apellido para evitar pena familiar) también quiso vivir antes de escribir. Y por supuesto, el resultado es un libro perfectamente etnográfico que cualquier antropólogo podría citar a sus alumnos. 

16.8.16

[Reseñas] Legados del narcotráfico / Sociedades y Desigualdades


Hace un par de meses me entregaron una copia de "Legados del narcotráfico. Efectos y expresiones socioculturales", libro aparecido a finales del año pasado sobre el que me gustaría hacer un par de comentarios. Adicionalmente quiero también reflexionar sobre un artículo que me llamó mucho la atención sobre las municipalidades y su debilidad.
De Legados del narcotráfico...  un breve repaso: el libro se deriva de una investigación realizada hace varios años y que por azares de lo académico apenas logró ver la luz. Lo sé por la cercanía con los autores y me parece que es una pena porque los textos no deberían tardar tanto en pasar al papel y a la difusión pública. En fin. 

Pero más allá de eso, hay algo que me gusta: la posibilidad de hacer de los textos académicos documentos de divulgación. A diferencia de otros que emanan de la academia, éste me parece de lectura fácil y de mucha importancia actual. Para quienes no nos hemos detenido a pensar cómo es que el narco tiene tanto reconocimiento, bien haríamos en revisar su relación con los corridos, la imagen del México bronco y las historias de caudillos que tanto nos han emocionado en la vida. No sé si es nuestra historia o la construcción de ella, pero el asunto es que nos encantan los malos.

13.8.16

[Reflexiones doctorales] El estrés de la lectura en el doctorado: etapas y proceso


Una amiga muy querida me invitó hace meses a acompañarla en su proceso (¿psico-?) doctoral. Para mí ha sido de enorme gusto, pues como no trabajo hasta el momento en ninguna universidad, me permite retornar a ese momento de mi vida en que leer tomaba más tiempo que la suma de cualquier otra actividad. Hace unas horas hablábamos del cansancio y hartazgo de leer. Me hizo pensar en un proceso que presento.

El asunto con el doctorado de otros es que me hace pensar en esos tiempos cuando podía crear y pensar en cosas que iban más allá de la búsqueda diaria del alimento para sobrevivir. Si hablamos de evasiones, el doctorado siempre fue una de las mejores. 

31.7.16

[Reseña] y reflexión sobre el libro "La Casa Blanca de Peña Nieto", de Aristegui y equipo.

Termino una lectura rápida pero constructiva: "La Casa Blanca de Peña Nieto" del (ex-) equipo de investigaciones especiales de MVS y Aristegui. Más allá de proponer que su lectura me parece obligada, me gustaría hacer algunas notas y comentarios. 

¿Cómo llegamos a esto?
En primera instancia me hace pensar en dos males que carcomen a nuestra sociedad y cuyos visos de solución aparecen tan lejanos y tan cercanos al mismo tiempo: la impunidad y la corrupción. Imposible hablar de una sin tener a la otra presente: en México la corrupción es un proceso complejo y común. No solo entre los políticos, sino entre los ciudadanos de a pie, como tú y como yo. 

Hace un par de días leía un artículo que hablaba sobre los graves problemas de los municipios: el autor retomaba datos de una investigación que decía que "de acuerdo con Morris (2011), se ha establecido en México un sistema de instituciones informales basadas en relaciones de amistad, familiares y económicas que poco tiene que ver con la ley escrita" (Aguirre y Aburto, 2016). 

18.5.16

[Política] Debate - Charla entre candidatos Exatec a alcaldía de Oaxaca de Juárez.

Ustedes no están para saberlo... y mucho menos yo para contarlo, pero como a cierto presidente, esta noche un pajarito les va a contar un secreto sin importancia: resulta que parte del Andaryego es un hombre de negocios formado en una escuela reconocida como tal. Efectivamente, quienes lo conocen recientemente, o desde su vida de profesional de turismo, viajero, soñador o doctorando de las ciencias sociales ignoran, con mucha probabilidad, que pasé casi un lustro estudiando Comercio Internacional y que eso me mereció la etiqueta Exatec. 

Una linda experiencia, con muchos aprendizajes y buenos amigos, aunque también con algunos puntos de desacuerdo... recuerdo el día que les pedí que si televisaban una conferencia de un candidato, deberían televisar las de todos los demás. Solo dos amigos me siguieron la corriente y firmaron mi carta: Alland y Gaby. Pero del Tec, ninguna respuesta. El ITESM siempre fue un espacio para empresarios y me siento orgulloso de que los haya muy buenos, pero también me quejo de que frecuentemente se les olvide que tienen un corazón y que si ellos tuvieron buenas oportunidades, deberían hacer algo para que otros las tengan... hasta por interés económico: ¡si más personas tienen mejor calidad de vida, más clientes tendrán! Pero eso no siempre se entiende. 

En fin, no estamos aquí para discutir sobre el Tec, sino para presentar un video. ¿Y por qué presentar ese video? 

8.5.16

[Viajes] Domingo de motos: Oaxaca- San Martín Tilcajete por una ruta alterna.

Esta mañana comenzó como un domingo cualquiera: se trataba de seleccionar una serie de documentos y decidir cuáles irían directos a la basura, pero en la medida que el proceso avanzó me atoré revisando recuerdos y luego comenzaron una serie de mensajes que me dijeron que era tiempo de tomar la moto y olvidarse de las cosas del día a día. Así que vi el mapa y me dije que sería rico ir a la Azucena Zapoteca a comer, pero no por la ruta clásica, sino tratando de evitar el centro de Oaxaca.

Es una suerte que Google tenga tal precisión hasta con los caminos vecinales. Me aparecieron dos alternativas: la clásica, que implica pasar por la zona comercial y una distinta, que parte hacia el Este y de pronto cruza hacia el Sur, atravesando una mini-cadena montañosa. 

[Reflexiones] ¿Humano domesticado?

Para el buen amigo Mauricio, a quien hace rato no escribo pero frecuentemente recuerdo por esas largas y amenas charlas sobre todo y nada.

Para KikasFlowers, con quien compartí esta conversa hoy por la mañana. 

La reflexión llega justo a tiempo. De pronto en la vida se encienden luces amarillas y te llevan a ver la vida en retrospectiva y pensar. Pensar, esa afortunada cualidad del ser humano. Si eres un ser humano en proceso de domesticación, todavía puedes estar a tiempo de leer esto.

2.4.16

[Fotos] Experimentos morelenses

Hace unos días tuve la oportunidad de visitar el pequeño (solo en extensión, porque es muy grande en amistad y buena onda) y hermano estado de Morelos. Además de saludar a un buen amigo, asistí al festival de Semana Santa en el Centro Cultural Borda, donde pude hacer unas fotos. 

Las diurnas son de Jardines de México, un interesante y reciente experimento de más de 50 hectáreas de jardines ambientados a partir de distintos espacios del mundo. ¿Mi opinión? Se pudieron haber quebrado un poco más la cabeza y ambientarlo en mundos surrealistas: el jardín de la reina de Alicia, el laberinto del Fauno y cosas así... pero es un buen primer intento. Esperemos que usen el resto de sus hectáreas en algo muy innovador. 

El link para ver las fotos es éste: https://goo.gl/photos/mdEAvYUy8Dh2xkiZ6

14.3.16

[Fotos] De una carrera de motos en Oaxaca 13 Marzo 2016


Un poco de foto de emoción y adrenlina. El día de ayer estuvimos presentes y acompañando a pilotos amigos. Fernando Gaytán (94), Oscar Cruz (9) y Mike Valencia (77). Oscar, en particular, un chavo de 9 años que está en estos momentos en el primer lugar de su categoría a nivel nacional, le da con muchos ánimos!

No es que seamos super fans del tema motocross en este blog, pero es una reminiscencia de la juventud y niñez, cuando acompañaba a mis tíos a sus carreras. Por otro lado, es una linda posibilidad de hacer foto y continuar en este ciclo de retomar un poco la cámara, jugar con los lentes y disfrutar de actividades distintas.  Espero las disfrutes. 

12.3.16

[Videos] El Perú y Guarango Cine y video


Frecuentemente le llamo "mi Perú", aunque no poseo un solo metro cuadrado o algo que legalmente me haga nacional de aquel país. Pero viví en él cuatro años y lo recorrí por muchísimas partes. Conocí sus montañas, ríos y playas. Comí las papas de los Andes y los pescados de la costa; caminé en las alturas y acampé en en sus parques nacionales. Hasta hice mi intento de apoyar de algún modo trabajando ahí... y todo eso me trae recuerdos que frecuentemente me llevan de regreso. Lo mismo me sucede cuando veo un video de Guarango.

6.3.16

[Viajes] Domingo de motos. Huajuapan de León.


La cita fue a las 9:00 AM. Como siempre, largamos las amarras los que estuvimos. Del nutrido grupo de 5 que esperábamos, salimos dos motos y tres personas. En realidad basta una moto y un conductor para hacer un viaje de los bikers independientes, como nos autobautizó uno de los amigos. 

El destino no estaba claro. Una noche antes todavía pensábamos en Tehuacán, pero sabíamos que cerca no es. El día nublado y frío nos puso a pensar, pero igual decidimos avanzar hacia Cuicatlán y ahí veríamos si seguíamos o no. La ventaja de ir en dos motos es que siempre es más fácil cambiar de planes en la mitad del camino. 

Como siempre, el destino nos hizo la misma broma y en la gasolinera de Huitzo decidimos trocar dirección e ir hacia Tamazulapam o Huajuapan de León. Conocer un lugar distinto siempre es más interesante que ir a uno conocido, y como Oaxaca "solo" tiene 570 municipios, no es difícil decidir por el cambio. 

28.2.16

[Cuento] Pasos perdidos.

En la calle Ayacucho, poco antes del 555, apenas unas cuadras después de Corrientes, hay un tipo parado frente a la vitrina. Le duele tanto el estómago que tiene que plegarse de vez en cuando. Por eso, cuando se da cuenta que lo que mira es el consultorio de un acupunturista chino, se dice que tal vez ahí esté la solución. 


Entra. Lo atiende una mujer argentina, unos cincuenta y cinco años, lentes setenteros, mallones y revista de vanidad en la mano (¿Hola, Vanidades, Glamour?). Lo mira por encima de los lentes, con la cabeza agachada sobre la revista y frunce la nariz. Él retrocede hacia la vitrina y constata que efectivamente está en un consultorio chino. Mira alrededor y le tranquiliza el gato dorado que nunca deja de mover la mano y el pequeño arreglo de bambúes. Se arma de valor y pregunta. 

Ella lo mira de nuevo y como preguntándose "¿qué mierda hace este cuasi pordiosero en MI local?" levanta la cara -sin hacer el mínimo esfuerzo de levantarse de la silla-. Le avienta la tarifa como quien tira un hueso al perro callejero: "Doscientos". Él retrocede, palpa si aún tiene la billetera o si la perdió solo por preguntar. Da la media vuelta y sale. ¡Doscientos! 

Afuera, mientras la mujer vuelve a su revista, él saca su pequeño celular armado en Ushuaia y enfoca el dibujo de las manos y de los pies con decenas de puntitos y símbolos. Hace dos fotos y dándose cuenta que ella está a punto de levantarse a reclamarle, cruza la calle y camina hacia Tucumán. Logra perderse.  Esa noche, con teléfono en mano intenta descifrar y comienza a oprimir entre los dedos del pie, la palma y en los pulgares. El ejercicio le dura una buena media hora. 

El día siguiente el estómago está perfecto, pero el pie derecho está inservible y la fiebre le provoca alucinaciones. Vuelve a Ayacucho, pero el local ha cambiado: en lugar del acupunturista se lee un anuncio de SPA. Igual decide entrar. Lo atiende un chino, de unos sesenta que lo mira por encima de unas gafas de fondo de botella y marco negro, con un una revista china en mano...

22.2.16

[Fotografía] De una breve visita a la costa Oaxaqueña: Mazunte


La moto es sin duda una gran pasión y actividad que me trae grandes satisfacciones: momentos de concentración, posibilidad de reflexionar y sobre todo la oportunidad de viajar. Por si eso fuera poco, permite también realizar un poco de fotografía. 

El camino entre la Ciudad de Oaxaca y Mazunte solo tiene una distancia de 270 kilómetros. Sin embargo se dicen fácil, pero la carretera es fiera para quien no está acostumbrado a las curvas: desde Oaxaca hasta Miahuatlán la ruta discurre de manera sencilla, son unos 100 kilómetros en una autopista amplia, con un enorme acotamiento y una treintena de topes. Nada complicado ni fuera del mundo mexicano.

14.2.16

[Fotos] Regresar a la fotografía

Había dejado la foto por exceso de otras actividades, pero también porque me quedé sin un objetivo (que alguien me dañó en mi otra vida). Por fortuna, el final de enero trajo un poco de trabajo, un amigo que viajó a Laredo y ánimo. Así fue como me volví a hacer de un nuevo lente: un pequeño 50mm que tiene la particularidad de obligarte a medir tu distancia y mantenerla. La otra particularidad es que mi amigo no me lo quiso cobrar! 

Bueno, pues acá vamos en la versión 2016 de el Andaryego fotógrafo. Espero poder poner un poco de color a este blog y publicar un poco más seguido porque el record 2015 fue el segundo más  bajo en publicaciones desde 2007. 


Afuera de la iglesia de Santo Domingo, vendedor de papel amate se oculta del lente

13.2.16

[RoadStory] Again

Hasta hace unas horas me preguntaba por enésima vez porqué había tomado el autobús, cuando podía simplemente haber abordado un avión. Sin respuesta, me enfrasqué en una lectura que me tuvo absorto hasta que la anatomía del viaje trajo un feliz encadenamiento de respuestas: momentos que vienen muy de vez en cuando, en los que uno redescubre o comprende la esencia del viaje.

Fue más o menos así: cuando no tengo prisa porque sé que voy hacia lo inevitable de la vuelta a casa, gusto de prolongar la nostalgia del regreso y la tristeza de la partida. Abordar un autobús es mágico porque te permite pensar y sacudir las neuronas. Si la vuelta es de tarde, mejor aún: las luces que caen reafirman la ensoñación del paisaje. 

25.1.16

[Reseña] El galeón de Manila y la influencia China en México

Hace unos días salió publicado "LA NUEVA NAO: DE FORMOSA A AMÉRICA LATINA. Reflexiones en torno a la globalización desde la era de la navegación hasta la actualidad", libro que recopila las ponencias desarrolladas durante el evento organizado entre la UAEM, el Centro de Investigaciones en Ciencias Sociales y Humanidades de la UNAM y la Universidad de Tamkang (Taiwan). 

Con gusto me permito compartir el texto completo donde podrán encontrar el artículo "Del galeón de Manila al Made in Taiwan. Reflexiones en torno al entramado de la globalización", escrito para dicho evento por un servidor. En él reflexiono sobre la influencia China en México, pero también sobre la forma en que es construida la imagen de Asia, y particularmente de este país (incluyendo a sus territorios especiales, como Taiwan) en el mundo contemporáneo. 

Para quien esté interesado en la Teoría del Actor-Red y en los imaginarios, ésta podría ser una lectura de su gusto. En el mismo documento hago referencia a un libro de Gavin Menzies que me ha llamado particularmente la atención: el autor, un submarinista británico insiste que los chinos visitaron América más de 70 años antes de la llegada de Don Cristóbal Colón, pero la mayor parte de la intelectualidad de su país prácticamente lo anuló por lo que -insistieron- fue su falta de rigor académico. Las pruebas que presenta tienen varios puntos a favor, pero en lo particular lo que me interesa, más allá de su veracidad, es lo rico del debate entre el Sinocentrismo y el Eurocentrismo. 

Te invito a darle una leída al artículo y otras ponencias. Lo encontrarás aquí 

14.1.16

[Reseña] Historia del siglo XX, Eric Hobsbawm

Uno de los libros que más me impresionó de Eric Hobsbawm fue "La Invención de la Tradición". Desde entonces traté de leer tanto como me fue posible de él. Desafortunadamente en México no es un autor divulgado y sus libros cuestan tanto como el dólar hoy. Debe ser en parte porque los mexicanos no tenemos memoria y preferimos vivir al día. Por suerte, hay forma de solucionarlo: abrir "Historia del siglo XX" y comenzar a reflexionar. Acá un brevísimo esbozo de esta magna obra.

En "La invención de la tradición" junto con Terence Ranger, el autor analiza cómo los humanos creamos la tradición y después nos aferramos a ella como si fuera más antigua que nuestra cultura prehistórica. Ambos escritores analizan en dicho libro que la "tradición" no es sino una de las banderas de aquellos que detentan el poder, sea para justificarse o crear una justificación de sus acciones y perennizarse en sociedad. En "Historia del siglo XX", Hobsbawm hace algo aún más interesante: contar la historia del siglo como historiador y en primera persona, como alguien que lo vivió y observó estando cerca de Fidel Castro, Regis Debray, Alan Turing y muchos otros personajes que trascendieron en el planeta.

24.12.15

[Reseña] Dos notas: sobre la re-concentración mediática y En el corazón del Mar, vistas por Página 12


Saber qué pasa en la hermana república es para mí una tarea casi ineludible. De vez en cuando me doy una vuelta por Pagina 12, un periódico claramente de izquierda que cuenta con un equipo de reporteros de excelente calidad. Aunque no te guste mucho su línea, es difícil negar que tiene buenas notas. Van 2: una de actualidad y una reseña cinematográfica. 



22.12.15

[Poesía] La soltera que espera. Pequeño poema para almas solitarias

    La soledad, la triste soledad...

Ella no tiene suerte. Yo digo que ni la quiere tener.
Pero de noche se encomienda y de día fantasea:
a los santos y las vírgenes; con la cábala y los astros.
Quiere novio, mujer.

Y cuando le preguntas, ora dice que no, ora dice que sí,
que ya lo encontró, pero que lo dejó partir,
pa ver si regresa.
Del siglo veintiuno: sexo y poca cabeza. 

No quieren saltar al vacío y reinciden.
Regresan y se mienten que hoy será distinto.
Odian la cama fría y eligen mirar la novela.
Ser víctimas de su propia espera,
olvidan que el mundo está afuera.

Solteros y solteras que deambulan
con caña de pescar y anzuelo podrido.
¿Qué buscas amor, la presa del día o el infinito latido?


Para gente querida, presa de la soledad y encerrada en el torbellino de la pasión que ciega. 
(Favor de leer despacio y un par de veces).

13.12.15

[Escribir] De la hoja blanca a la hoja llena: ¿es difícil escribir?

Libretas, recortes, historias, cuentos y tecnología para escribir
Mi historia se remonta a los diecisiete años, dicen que un poco tarde para comenzar, pero eso siempre será una cuestión de enfoques. Borges publicó a los 16 por primera vez, aprendió a leer a los 3 e hizo su primer poema como a los diez. Pero Borges era Borges. Yo solo quiero contar cómo uno se inicia en la escritura y deja de lado el miedo de la hoja blanca

Decía que comencé antes de ser mayor de edad: mi madre, un poco antes de que yo hiciera mi primer y único viaje de mochilero a Japón, me regaló una libreta con un logotipo que sería por muchos años el de mis libretas favoritas. No, no era Moleskine, era un símbolo de la Universidad de Tamkang, en la que trabajaba mi viejo. Dato curioso: mi padre es quien siempre estuvo más cerca a las letras y la intelectualidad, pero fue mi madre la que me dio la libreta e inició este proceso. 

11.12.15

[Libros] El Padura chino: Qiu Xiaolong y su Seda Roja

Siempre en busca de cosas distintas y con una mirada en Asia, me encontré ahora con Qiu Xiaolong, autor chino editado por Tusquets (sí, esos libros de portadas lindas en fondos negros y de la colección andanzas). Me permito hacer unas notas. 

Portada: 99%. El medio cuerpo de una mujer vistiendo un Quipao (el clásico vestido mandarín) de color rojo, con una abertura en la pierna y la mano en la cintura. Unos símbolos chinos incomprensibles, justamente misteriosos y un título "Seda Roja". ¿Quién no se iba a sentir atraído? 

Contenido: a evaluar por el lector. Quien redacta tiene una percepción que no alcanza el 8 en escala de 10, aunque reconoce que la novela policiaca no es precisamente su adoración. Digamos que el 1% de queja de la portada es el cuadrito que no vi y que dice "Serie inspector jefe Chen Cao". Resulta pues que el jefe Chen es una especie de Mario Conde de Padura: un policía de la ciudad que se dedica a cazar a los malos por medios poco ortodoxos y que mezcla su amor a la literatura con la investigación criminalística. El alter ego de Padura y de Xiaolong que decidieron ser escritores porque no pudieron ser policías.

8.12.15

[Tesis completa]: La Sherezade del Desarrollo: Redes y actores en la construcción del entramado turístico en el espacio rural. Dos casos de estudio en Perú y Argentina: el Valle del Colca y Tafí del Valle


Esto es casi un manifiesto y el cierre de un círculo que abre otro. Desde que la experiencia del doctorado comenzó en 2010, la divulgación de la tesis me parece el punto culminante. Es cierto que no está impresa y menos tiene visos de Best Seller (eso solo lo hace el bueno de Umberto), pero es un enorme motivo de orgullo, pues finalmente representa la oportunidad de compartir un complejo trabajo. Algunas notas al respecto.


Corría el año de 2010 y FLACSO me aceptaba (creo que siempre se preguntaron porqué) en su Doctorado en Ciencias Sociales. Entrar a las oficinas de la calle Ayacucho, en Buenos Aires, fue primero retador y pronto se convirtió en costumbre: sesiones grupales, clases, discusiones, horas en la biblioteca y muchos intercambios con personas que a pesar de nuestras diferencias formativas -países, escuelas, géneros, intereses e historias- compartíamos el gusto y sufrimiento de ser "doctorantes" (ahora la palabra me hace pensar en los replicantes de Blade Runner), una subespecie humana que gusta del masoquismo intelectual y está dispuesta a morir por él. 

4.12.15

[Reflexiones doctorales] Ser loco y científico, te hace feliz!


Comparto una nota divertida para mí (seria para el CONACYT), en la que dicen que ser científico y estar loco aporta felicidad en la vida. Bueno, no exactamente, pero algo así como que hicieron un estudio en el que se comprueba que ser científico es uno de los trabajos que más felicidad aporta. El texto dice así: 
"Las principales causas por las que la gente no aprecia su trabajo son porque no ven oportunidades de crecimiento, no les gusta lo que hacen, no son bien remunerados ni valorados, entre otros factores, según un estudio realizado recientemente por un grupo de investigadores del Instituto Tecnológico de Sonora (Itson).
Ante este panorama, que no parece muy alentador, sí existen trabajos en los que la gente es feliz, en los que disfrutan cada uno de los minutos que pasan ahí, en los que no tienen que cumplir un horario, que les permiten conocer el mundo, que les ofrecen oportunidades de crecimiento y en los que su talento es reconocido y valorado por mucha gente; uno de esos empleos anhelados existe y se llama ser científico."
Esperemos que esto no sea el preludio de una reducción de presupuestos o de becas, pero es una nota simpática para quienes aún dudan si el camino de la ciencia es el adecuado. De mi parte, les puedo decir que aunque no siempre es el que da más billete, sí aporta bastantes satisfacciones. 

Artículo completo aquí

30.11.15

[Road Story] Pero la esencia se mantiene...

El tema de la "esencia de uno" fue motivo de discusión durante buena parte del fin de semana. Un fin de semana sin duda particular porque reunió a dos viejos amigos en un viaje que trajo reminiscencias y discusiones pendientes. El resultado es este post, que utiliza el anecdotario personal para debatir si después de muchos años seguimos siendo los mismos.

La primera moto que manejé era una Vespa Piaggio de 40cc. La compró mi padre porque quería ir en ella al trabajo, pero pronto se dio cuenta que hacía frío, que el motor era pequeño y que era mejor dejarla en casa. Así aprendí a cambiar bujías, mezclar gasolina y aceite y darme los primeros golpes. Tenía nueve años.

23.11.15

[Reseñas] Dos libros, un Campari y unos días de vacaciones: Herejes, de Leonardo Padura y Vicio Propio, de Thomas Pynchon

Noviembre me ha tenido fuera de casa y con muchas novedades. Después del acelerado paso por Guyana que es aún un capítulo sin terminar, me moví a la Riviera Maya que sin duda es otro capítulo en sí misma. Si bien pienso abordar el tema de sus personajes, congresos e historias pronto, por ahora solo dedicaré un tiempo a un par de recomendaciones bibliográficas de vacaciones. Porque también de vacaciones vive el hombre: Herejes, de Leonardo Padura y Vicio Propio de Thomas Pynchon.

Herejes, de Leonardo Padura.
Leer a Padura es para mí como regresar un poco a Fantomette o Tintin. Es divertido y atrayente, aunque no constituye lo que llamaría literatura de alto nivel. Por supuesto, reconozco que "El hombre que amaba a los perros" es una excelente obra en la que cuenta con lujo de detalle la vida de Trotsky y la enlaza con la de Ramón Mercader, su asesino, pero al mismo tiempo pienso que sus otros relatos pierden fuerza, pasión y contenido histórico. 

Su personaje principal, el policía Mario Conde (casi un detective al estilo americano) siempre resuelve líos intrincados en los que las historias de cada libro se entrelazan, haciendo que casi se vuelva una obra de fascículos coleccionables (de ahí mi referencia a Tintin o Fantomette). Y no es que eso sea malo o aburrido, pero digamos que lo lleva a eso que los escritores hacen con frecuencia: repetirse tras haber encontrado una fórmula que les permite imprimir y comer. Nada malo en eso, solo lo considero inversamente proporcional a la creatividad. 

14.11.15

[Viajes] Fort Island, Guyana, o el mundo de Asha

Asha es una niña de unos 8 años. Viste una blusa amarilla y una falda negra con olanes. Tiene el cabello peinado en una casi perfecta cola de caballo y se nos acerca en cuanto nos ve llegar. Saluda a nuestro guía de manera bastante familiar y se une a nuestra visita al Fuerte Zeelandia, o Fort Island, como lo llaman ahora. Hace días que tengo su mirada y la historia de su vida clavada en la mente. Me hace pensar en turismo, en Guyana y en la palabra grosera: "desarrollo". 

Es la misma mirada que he visto en Cotahuasi, Cancún, Ayacucho o muchos de esos lugares "turísticos" de mi América Latina: ojos negros, profundos y brillantes que interrogan y hablan; ojos que cuentan una historia, hablan de ganas de cambio y de una mejor vida -o por lo menos diferente. Historias de niños que se encuentran con "el desarrollo" y se convierten en sus víctimas o héroes. Los soldados del frente, la infantería. ¿Será por eso que se usa ese término castrense?

El mundo de Asha es una isla que ni siquiera tiene una calle; tampoco circulan autos, bicis o motos. Es tan pequeña que solo tiene un andador, unas 6 casas y dos construcciones del siglo XVIII. Ahí, en 1744, los holandeses que llegaron antes que los ingleses construyeron un fuerte. En las puertas del Essequibo, uno de los más grandes ríos de Guyana, hoy país independiente que no llega a ochocientos mil habitantes. La isla no debe tener más de dos kilómetros de largo y trescientos metros de ancho. Asha tiene cinco hermanos más. Ella es el sandwich: ni la más pequeña, ni la más grande, pero hoy es la mayor, pues los primeros dos ya abandonaron la isla del castillo abandonado. 

13.11.15

[Investigación en Turismo] Entre los grandes, los mexicanos, quienes menos vacaciones tenemos: Euromonitor International

Interesante reporte de Euromonitor International, que en su reporte 2015 nos cuenta, entre muchas otras cosas, que los mexicanos -entre los países grandes-, somos los que menos vacaciones tenemos. Justo cuando tomar vacaciones es un mecanismo de relajo, recuperación de fuerzas y posibilidad para pensar e innovar.

¿Qué dices de esto?  El reporte completo, lo puedes bajar acá (Te pedirán que te registres, pero es gratis y vale la pena).  Y checa los destinos más Hipster... si eres uno de ellos ;-)






30.10.15

[Viajes] Guyana: de mezclas y gastronomía

Imagínate una mesa cuadrada que brilla.
Imagínala con cientos de pequeñas flores doradas con centro esmeralda, en un fondo rojo. Imagínatelas por millares, como estrellas. Mira cómo brillan desde la base de las patas y por todo el restaurante. Hay muchas mesas: veinte, treinta. Las sillas relumbran igual, y las lámparas, y la decoración. Es como estar dentro de un caleidoscopio. 

Luego imagínate un plato en un recipiente plateado. Dentro hay curry de borrego. Pica. Viene con un pan de ajo y aceite. Delicioso. Sabores, especias, olores. Es India, es Guyana. Es un restaurante famoso en la ciudad. El palacio del Marajá, Maharaja Palace, de la Sheriff Street. Qué nombres, qué mezclas. 

28.10.15

[Road Story] Los cubanos somos piezas de museo

Después de preguntarnos en inglés si el servicio nos ha parecido bueno, le respondemos que sí, pero el plato de ella ha sido demasiado grande.
-Take it home- nos dice. In my country we say that hunger never goes away. She leaves you for a while, but sooner or later, she comes back.... so you better be ready. 
-Where are you from? Preguntamos. -Cuba- responde. -¿Entonces por qué estamos hablando inglés? Ella vive en Perú y yo soy mexicano...

Y así conocemos a O., el responsable de servicio del hotel al que nos enviaron a cenar esta noche. Increíble, Guyana: ayer estábamos cansados de comer en el mismo sitio y hoy, después de reunirnos con la ministro, nos abren las puertas de nuevos lugares y nos piden que vayamos a visitarlos. Latinoamérica con sabor a Caribe, herencia india, oriental, musulmana, negra, amerindia (los arawaks están acá Dr. Claude!) y no sé qué más... pero en este pequeño país se habla inglés creolizado; se toma té, agua de Jamaica, se come curry, picante de la jungla y sí, se reza a Ganesha, Mahoma, Jesús y a todos los santos. Vaya mezcla. Pero sí, así conocimos a O., entre estrujes de español y de inglés.